CIG conmemora este viernes el 25 aniversario de su constitución en 1994 "desde la nada y en la más absoluta adversidad"

|

La Confederación Intersindical Galega (CIG) ha celebrado este viernes el 25 aniversario de su constitución en 1994 "desde la nada y en la más absoluta adversidad", en un acto que coincidió con la entrega de sus Premios 8 de marzo y 10 de marzo a los que asistieron su Consello Confederal y representantes del Consello Galego de Relacións Laborais e da Inspección de Traballo.

Tal como ha señalado la organización en un comunicado, los exsecretarios xerais, Fernando Acuña y Suso Seixo; el que fue su secretario confederal y presidente, Manuel Mera, y el actual secretario xeral, Paulo Carril, han destacado la importancia de la decisión adoptada en aquel marzo de 1994 de "unir fuerzas para dotar a la clase trabajadora gallega de una herramienta con la que luchar por sus derechos". "Transcurrido un cuarto de siglo, esa herramienta, la CIG, es hoy en día la primera fuerza sindical gallega", han asegurado desde la confederación sindical.

En la clausura del acto, Carril ha subrayado el "especial valor" de Acuña, Mera y Seixo, porque junto con otras personas, "construyeron desde la nada y en la más absoluta adversidad" la central sindical, "siempre buscando los acuerdos, los consensos y la cohesión necesaria desde la pluralidad existente".

Así, ha insistido en la necesidad de tener presente la historia desde el año 1972 para "desde la autoorganización de la clase trabajadora y del pueblo gallego" la CIG avance hacia la "conquista de un sistema económico al servicio de la clase trabajadora y de las mayorías sociales".

El secretario xeral de la CIG concluyó haciendo un llamamiento a "ser conscientes de que el trabajo debe ser permanente para ser eficaces como herramienta en la defensa de los derechos y necesidades más inmediatas de la clase trabajadora".

PREMIO 8 DE MARZO
Por su parte, la CIG entregó en el mismo acto el Premio 8 de marzo a la lucha de las trabajadoras del Grupo Norte, la concesionaria del servicio de limpieza de la Xunta de Galicia, que consiguieron la equiparación de sus condiciones salariales "tras meses y meses de movilizaciones denunciando la negativa de la empresa a reconocerles el derecho a acceder, en igualdad de condiciones que sus compañeros, a la categoría de peones especiales, por el hecho de ser mujeres".

Una "discriminación" en la clasificación profesional que, como ha indicado la secretaria das Mulleres, Margarida Corral, "conllevaba brecha salarial, tanto en el salario base como en los pluses", con el agravante de que "esto sucedió en una subcontrata del servicio de limpieza de la Xunta de Galicia".

PREMIO 10 DE MARZO
Asimismo, la CIG otorgó el Premio 10 de marzo a la lucha de los trabajadores de la cooperativa de trabajo asociado, Servicarne, contra las condiciones de "auténtica esclavitud" a la que, a su juicio, "estaban sometidos como falsos autónomos en el sector de la industria cárnica".

Este conflicto, tal como ha recordado la confederación intersindical, comenzó dentro del grupo Coren, primero en Frigolouro (Porriño, Pontevedra) y que se extendió desde ahí a Coren Ourense y, "poco a poco, al resto de las provincias" y sobre lo que el secretario xeral de la CIG ha llamado la atención porque "ejemplifica muy bien cual debe ser la práctica sindical".

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Pressdigital
Plaza de Quintana ,3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress