Juan Vieites se pone este jueves al frente de una patronal gallega en crisis desde hace años

|

Juan Vieites y Antonio Fontenla, la semana pasada en Lugo.

Pronostican unos 100 apoyos de 178 electores, "bastantes abstenciones" y "algún voto en contra", aunque hay consenso en que "lo hará bien"

El vigués Juan Vieites se pondrá este jueves al frente de una confederación de empresarios de Galicia (CEG) que lleva más de cinco años en crisis debido a luchas internas de poder. Su reto, según repetirá previsiblemente al término de la asamblea electoral que ratifique su nombramiento, es el de dar "voz única" al empresariado gallego.

Fuentes de la patronal gallega consultadas por Europa Press auguran que su candidatura, la única, recabará en torno a un centenar de apoyos de 178 vocales. También prevén "bastantes abstenciones" y hasta "algún voto en contra". En cualquier caso, existe consenso en que "lo va a hacer bien, si le dejan".

Vieites fue presentado por la confederación provincial de Lugo y después recibió el aval también de Pontevedra, provincia donde es vicepresidente.

El presidente de los empresarios coruñeses, Antonio Fontenla, le dio su apoyo público el pasado jueves en la capital luguesa, adonde se desplazó para acompañarlo en la presentación de su programa. Sin embargo, las fuentes consultadas apuntan que este respaldo del histórico dirigente de la patronal no existe de puertas para adentro.

El pasado lunes ya se pudo votar de forma delegada y el proceso telemático comenzó el martes y terminó a las 19,00 horas de este miércoles después de transcurrir "con total normalidad", según fuentes de la CEG consultadas por Europa Press.

La asamblea electoral en la que está previsto el voto presencial se celebrará a partir de las 12,00 horas de este jueves y para después, a las 13,30 horas, ya está convocada una rueda de prensa.

"CON LAS MANOS LIBRES"
Con "las manos totalmente libres" para trazar una nueva "hoja de ruta" en la patronal gallega que acabe con años de conflictos y aporte una "voz única" al tejido empresarial. Así aseguró que se siente Juan Vieites (Vigo, 1952) en una entrevista con Europa Press la semana pasada.

El secretario general de Anfaco esgrime el mensaje "claro" de la "unidad empresarial" y defiende tener una "buenísima" relación con sindicatos por su experiencia en la negociación de convenios colectivos desde su posición, desde hace más de 40 años vinculada con el mundo del asociacionismo empresarial.

Cuando cumple 30 años en la patronal de la conserva de pescados, que "para nada" piensa abandonar por ponerse al frente de la CEG, Vieites también reconoce sintonía con los responsables de la Xunta, pero a lo largo de todo este tiempo y "sean del partido que sean". "En ningún caso se puede decir que un partido o una Xunta son más próximos", asevera.

Asegura que da el paso adelante para dirigir la patronal, algo que evitó en anteriores ocasiones, porque esta vez le llamó mucha gente --no quiere revelar si también el presidente gallego-- y "fue un consenso total", desde las provincias, organizaciones sectoriales, la asociación de la empresa familiar y los círculos de empresarios.

Lo asume como "un reto", sobre todo en lo que respecta a "compaginar" estas nuevas tareas con la vida familiar, y "satisfecho" para tratar de renovar la imagen de una confederación lastrada por años de guerra interna que se tradujeron en las dimisiones del vigués José Manuel Fernández Alvariño (en 2015), el ourensano Antonio Dieter Moure (2016), el coruñés Antón Arias (2018) y el también ourensano José Manuel Barreiros (a finales de 2020).

La territorialidad ha sido una constante en las disputas entre organizaciones, por eso Juan Vieites aceptó ser avalado por Lugo, donde presentó su programa esta semana, pese a que después también Pontevedra (donde es vicepresidente) aportó aval a su candidatura.

El histórico dirigente de la patronal gallega Antonio Fontenla, que fue presidente durante 12 años y en los últimos tres ha ejercido como portavoz en la situación de interinidad que afrontaba la CEG, también le ha brindado su apoyo desde A Coruña, al igual que se lo han trasladado, según asegura, Ourense y buena parte de las sectoriales.

Por eso se siente "con las manos totalmente libres" para "conseguir la unión" y poder centrarse en los apoyos que reclama para los empresarios gallegos en este contexto de crisis económica, por los efectos negativos de la pandemia de coronavirus.

"LA VOTACIÓN SUPONDRÁ TRANSPARENCIA"
Aunque evita dar un tirón de orejas porque llega a la patronal con la vista puesta en "el futuro", reflexiona sobre que en los procesos democráticos "los electores tienen la potestad".

De ahí que "por supuesto" que en esta ocasión, a diferencia de lo ocurrido en las últimas elecciones de noviembre, "habrá votación" para elegir al presidente, aunque la suya sea la única candidatura en la asamblea de este jueves. "La aclamación es después de la votación, y eso supondrá transparencia", precisa, después de comentar que él sí votó, de forma telemática, en los pasados comicios.

Será, recalca, "el presidente de los empresarios gallegos" y para ellos pedirá la continuidad de las ayudas (ERTE, créditos ICO...) "mientras dure la crisis" de la covid, teniendo en cuenta que su previsión para por que "la recuperación vendrá en 2022", con "brotes verdes" o "mejoras" en el segundo semestre de este 2021.

"La salud tiene que ser lo primero y las medidas para paliar el sufrimiento tienen que continuar mientras dure la crisis", destaca Vieites, convencido de que las dificultades van a "durar tiempo" y estarán muy vinculadas con el avance y efectividad de la vacuna.

En cualquier caso, opina que "en la mente de la administración gallega está intentar paliar este sufrimiento" de sectores como la hostelería, el turismo, la restauración y el pequeño comercio, entre otros tantos subsectores que están "muy mal".

Reconoce que "produce desazón" observar el estado de la economía pero advierte de que "como llegue la cuarta ola" el panorama será peor, por lo que apuesta por centrarse en aplicar las medidas sanitarias y avanzar en apoyos para la reactivación económica en el marco del diálogo social.

Al respecto, lamenta el descuelgue del sindicato mayoritario en Galicia, la CIG. "No puedo estar de acuerdo con que uno se desmarque. Yo soy de la unión, en el momento actual todos debemos ser responsables", resalta.

Conocedor de cómo funcionan los fondos europeos y los proyectos de I+D, quiere enfocar su trabajo en la CEG en que dichos recursos "permeabilicen" y "fluyan" hacia las pequeñas y medianas empresas y en las microempresas gallegas, puesto que las grandes ya tienen "su propio pulso financiero".

Este dinero debe llegar, a su juicio, tanto a través del desarrollo de proyectos como con créditos, incentivos, promoción del consumo, etcétera. "Llevo muchos años en estos campos y aunque todos los días se aprende, creo que puedo aportar mi grano de arena", concluye.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Este periódico fue seleccionado por Google News Initiative para su Journalism Emergency Relief Fund

Pressdigital
Plaza de Quintana ,3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress