La experiencia de las aulas virtuales gallegas apunta a un funcionamiento irregular en las zonas rurales

|

Niño con un portátil

Educación y ANPA difieren en sus impresiones, mientras que la Federación de Centros destaca una mejor preparación respecto al curso pasado

Las experiencias aportadas por diferentes sectores y agentes implicados en el proceso educativo permiten extraer diversas conclusiones sobre el funcionamiento de la enseñanza 'online' en Galicia.

Por un lado, los centros están mucho más preparados en relación a la experiencia del confinamiento del curso pasado, pero por otra parte las diferencias de conectividad siguen condicionando al alumnado, especialmente en los municipios rurales.

Tanto representantes de asociaciones de padres como de los directores de los centros públicos coinciden en la dificultad de extraer una impresión general o una valoración sobre el funcionamiento exacto de la atención telemática de alumnos cuarentenados este curso académico.

La Consellería de Cultura, Educación e Universidade, sin embargo, lo tiene claro: el sistema ha funcionado con "total normalidad" en aquellos momentos en los que fue necesario ponerlo en marcha, como las últimas semanas en escuelas oficiales de idiomas y conservatorios.

Según trasladan fuentes del departamento autonómico a Europa Press, estos casos han sido en su mayoría situaciones individuales y puntuales a las que se le ha dado una respuesta "ágil y adecuada" a través de los medios establecidos en el llamado 'plan de ensino virtual ante a covid-19'.

Francisco Lires, de la Federación Galega de Directivos de Centros Públicos, también ha considerado que el sistema funciona "con cierta normalidad", sobre todo en el caso de clases íntegras que se confinan debido a la pandemia, y que no se han dado "muchas incidencias", aunque matiza que "por ahora no hubo muchos centros cerrados".

"Los niños están familiarizados desde el inicio de curso. Y a veces incluso desde niveles más bajos", ha asegurado.

FORMACIÓN Y EQUIPOS
Los trabajos de preparación arrancaron en septiembre y octubre, cuando se hicieron pruebas con las aulas virtuales con familias y alumnos.

Además, se hizo una valoración "del alumnado que no disponía de conexión u ordenador". Cuando se produce una cuarentena, si el alumno manifestó alguna carencia en ese sentido, se gestiona el préstamo "tan pronto se confine y no antes" con equipos que dispongan de un pincho con conexión a internet.

La Consellería ha destacado que la formación en competencias digitales ha llegado a 30.231 docentes, con casi 1.700 acciones formativas, y que hasta el momento se han prestado 566 equipos para alumnos de enseñanza ordinaria, 26 para simulacros y 27 para centros de régimen especial (para dar clase en las últimas tres semanas)

"Las peticiones se cubren de forma rápida, la mayoría al día siguiente, los dispositivos llegan al equipo directivo y este se lo facilita al destinatario", aseguran.

La actividad telemática se realiza mediante herramientas de videoconferencia y 'horarios espejo', con un 60 por ciento teórico y otro 40 por ciento de tareas a través de contenidos que se alojan en el aula virtual.

En el caso de infantil, por su parte, se trabaja más en contacto con las familias y aunque depende de cada centro, se suelen dar unas pautas de trabajo para intentar mantener las mismas rutinas, en caso de ser posible.

IRREGULAR EN EL RURAL
No obstante, Lires ha aclarado que "todo depende de las zonas", puesto que en el caso de los municipios rurales "la aplicación falla bastante".

En todo caso, la situación no tiene "nada que ver con el curso pasado", cuando los centros salieron adelante "con la buena voluntad de todo el mundo" y se constató que "no estaban preparados".

Por su parte, la Xunta defiende que los avances registrados se han constatado en un informe del Consejo Escolar do Estado que señala que Galicia tiene la mayor disponibilidad del Estado en 'Entorno Virtual de Aprendizaxe', los llamados EVA, con una cobertura del 83,9% de los centros y a 25 puntos del siguiente, que es Euskadi.

Asimismo, Galicia también ocuparía el primer puesto del Estado en servicios en la nube, con el 86,7 por ciento de los centros con esta posibilidad.

DEPENDE DE LA VOLUNTAD
Las Confederaciones de ANPA consideran que el funcionamiento y la atención del alumno de modo telemático depende más bien de la voluntad y la disponibilidad del docente.

Rogelio Carballo, de Confapa, traslada que la modalidad virtual funciona "en algunos casos", pero cree que la experiencia no es "mejor" que el curso pasado, aunque todavía desconocen el resultado "definitivo" del plan de adaptación ante un hipotético regreso al confinamiento domiciliario.

Fernando Lacaci, de la Anpas Galegas, ha añadido que la experiencia "depende absolutamente de la disponibilidad de cada centro y de la intencionalidad de cada docente", mucho mejor "cuando la casuística afecta a grupos completos" pero "bastante menos cuando afecta a particulares".

"Es tremendamente irregular", ha considerado, sobre todo porque las clases telemáticas se acaban convirtiendo en varios casos en un "depósito de PDFs diversos y poco más".

LA ATENCIÓN A LA DIVERSIDAD, "UN LUJO"
"Depende mucho de cada centro, del docente y del propio alumno, sobre todo por problemas de conectividad, alfabetización digital... tenemos por todas partes", ha insistido, para advertir que en este campo el alumnado de atención a la diversidad "esta abandonado, totalmente".

Lacaci ha apelado a que existen "actitudes heroicas" por parte de diversos profesores y "unos párrafos en protocolos", pero que todavía se registran "infinitas carencias". "Requiere personal y dedicación. Y en un momento como esté, en el que todo el mundo está a tope de capacidad, pasó a ser un lujo", ha zanjado.

En este sentido, el responsable de Anpas Galegas ha reiterado las diferencias entre la experiencias de unos municipios a otros y de casos generales a particulares, y ha instado a atender al alumnado más necesitado. "El resto no avanza, pero este retrocede. Alguien que tenía apoyos y los pierde no se mantiene, el camino es para atrás".

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Este periódico fue seleccionado por Google News Initiative para su Journalism Emergency Relief Fund

Pressdigital
Plaza de Quintana ,3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress