Un atlas analiza la frontera entre el gallego y asturiano en el Eo-Navia

|

Atlas navia eoPresentación del estudio.


Filólogos asturianos han aplicado importantes novedades para el estudio de las zonas de frontera entre dominios lingüísticos, como la introducción de investigaciones de tipo estadístico en los datos alcanzados. Es el método aplicado en el 'Estudiu de la Transición Llingüística na Zona Eo-Navia, Asturies (ETLEN)', el primer atlas lingüístico del mundo que estudia uno frontera entre dos idiomas.


El profesor de la Universidad de Oviedo Ramón d'Andrés ha presentado este trabajo este jueves acompañado por los lingüistas Xosé Miguel Suárez y Miguel Monteavaro, que también han participado en el estudio. Se trata de un trabajo que comenzó en el 2000, que se ha alargado hasta el 2016 y que busca conocer a fondo el conjunto de hablas del Navia-Eo, que marcan la frontera entre los dominios del gallegoportugués y del asturleonés.


Los datos con los que se realizó el atlas ETLEN se han logrado gracias, han explicado, a una rigurosa encuestación lingüística de la zona estudiada con entrevistas a 108 personas en 40 puntos (35 en Asturias y 5 en la provincia de Lugo, en Galicia).


Según el profesor Ramón d'Andrés, este atlas supone toda una novedad, porque, aparte de ser el primero que se hace en Asturias -quitando el 'Atlas léxico marinero de Asturias', de Emilio Barriuso- es el primero que analiza una zona de frontera entre dos idiomas -gallego y asturiano- y también incluye novedades nunca aplicadas en otros estudios. "Es el primero que introduce investigaciones estadísticas, una metodología que se podría aplicar en otras zonas semejantes de la Península, como la frontera entre el aragonés y el catalán", ha explicado.


"Los datos alcanzados se han sometido a procedimientos nuevos de tipo estadístico y lingüístico para llegar a un conocimiento muy hondo de como se disponen geográficamente las hablas de la zona y que tipología tienen en cuanto a gallegoportugués y asturleonés", ha indicado D'Andrés. Un análisis que supone una medición matemática de las diferencias entre las hablas del Navia-Eo.


GRAN CANTIDAD DE DATOS


Ramón d'Andrés no ha querido entrar en controversias políticas sobre la realidad lingüística del Occidente asturiano "porque las controversias científicas sobre esta zona no son muchas", pero ha comentado que es una zona muy "célebre" en el ámbito científico que ya ha sido estudiada por los departamentos lingüísticos de algunas universidades europeas.


"En cambio, siempre era un conocimiento fragmentado y heterogéneo en cantidad y calidad, un conocimiento parcial, con este atlas hay un conocimiento más hondo y homogéneo", ha afirmado, para añadir que este conocimiento mayor va a proporcionar herramientas para la normalización del gallego-asturiano. "Muchos fenómenos lingüísticos de la zona no se conocían y eso puede dar material para realizar un estándar del gallego-asturiano con mayor conocimiento", ha indicado.


Ahora, los autores del ETLEN buscan que este trabajo llegue a todos los centros de investigación universitarios de España y de otros puntos de Europa, además de explorar todos los datos recogidos a lo largo de sus 1.088 páginas y poder utilizarlo en posteriores investigaciones.


relacionada Asturias se fija en Galicia para el debate sobre normalización lingüística del asturiano
relacionada "El gallego tiene palabras muy difíciles", usado como excusa para imponer el castellano

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Cabecerarecomendados 1
Cabeceraultimahora
Cabeceralomasleido 1


Pressdigital
Plaza de Quintana ,3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Condiciones de uso Consejo editorial
Powered by Bigpress