Montero asegura que la fabricación en Fene de cimentaciones para parques de eólica marina generará 1.000 empleos

|

Archivo - Estructuras flotantes en las instalaciones de Navantia Fene.

Firma del acuerdo de colaboración hasta 2025 entre Navantia, Iberdrola y Windar, valorado en 400 millones

La ministra de Hacienda y Función Pública, María Jesús Montero, ha cifrado en 1.000 empleos los que se generarán en torno al astillero de Navantia Fene (A Coruña) con el desarrollo del convenio entre la empresa pública, Iberdrola y Windar para la fabricación y suministro de cimentaciones de futuros parques eólicos marinos, un acuerdo valorado en 400 millones.

Así lo ha asegurado en el acto en Fene de firma del acuerdo marco por parte de los presidentes de Iberdrola, Ignacio Galán; Navantia, Ricardo Domínguez; y Windar, Orlando Alonso.

La ministra señala que se trata de un proyecto "muy importante no solo para Galicia, sino también para el conjunto de España" porque permitirá a la factoría fenesa "convertirse en una referencia internacional en el área de la energía eólica marina y de la transición hacia la producción de energías más limpias".

La ministra destaca el trabajo de "capacitación tecnológica" que se ha acometido en el astillero de Fene en los últimos años para poder desarrollar proyectos "importantes en este ámbito", y subraya que con este acuerdo se "consolida de forma definitiva esa especialización en el ámbito de las economías emergentes y azules" que, además, posibilitará la creación de "empleo de calidad no deslocalizable".

En esta línea, el convenio conlleva la puesta en marcha por parte de Navantia y Windar de una fábrica de monopiles XXL en terrenos del propio astillero.

La ministra ha incidido en la capacidad de creación de puestos de trabajo en la zona, "la noticia", asegura, "que espera la ciudadanía por ser Navantia el pulmón de la comarca".

En ese sentido, apunta que la industria auxiliar se beneficiará especialmente de este proyecto que hará que Galicia "vaya a ser conocida a nivel internacional en un sector en auge".

FEIJÓO LO VE "CLAVE" PARA PALIAR FALTA DE TRABAJO
Preguntado en la rueda de prensa posterior al Consello de la Xunta, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha defendido que este paso resulta "clave" para "reactivar" y "paliar en parte" la falta de carga de trabajo en el astillero, pendiente hasta 2022 del inicio de las fragatas F-110.

"Si no llega a ser por los contratos de eólica marina, más los contratos anteriores, el astillero estaría prácticamente cerrado salvo el dique de reparaciones. Claro que es una buena noticia, veremos a ver si se consolida", ha reflexionado.

Al tiempo, ha incidido en que ya hay soldadores y otros profesionales "especialistas en jackets de eólica marina", lo que supone "un 'know how' muy importante". "Es un hueco de mercado que conseguimos hace años y que seguimos consolidando", ha concluido.

"Es un día importante que nos trae esperanzas y buenas noticias", ha dicho, ya en el acto, Núñez Feijóo. Valora que, además de 1.000 empleos, incluye la construcción de una fábrica específica para este tipo de estructuras, que a día de hoy son, según explican los presidentes de Windar y Navantia "el producto estrella del mercado de cimentaciones fijas" en los parques de eólica marina.

COLABORACIÓN HASTA 2025
Con este convenio, que consolida la apuesta de Iberdrola por esta clase de energía y tecnología, la eléctrica que preside Ignacio Galán podrá realizar pedidos de 130 cimentaciones de este tipo en el periodo 2023-2025 para futuros parques eólicos marinos, además de asegurarse el suministro preferente de una parte de estos componentes.

Galán recuerda la "historia de éxito" que mantienen Navantia e Iberdrola (a la que poco después se unió la asturiana Windar) desde hace siete años, cuando, señala Feijóo, "el astillero de Fene llevaba diez años sin actividad, no había ningún contrato".

Desde entonces, en la factoría de Perlío se han fabricado estructuras para la eléctrica en proyectos de parques de eólica marina en Alemania o Reino Unido, entre otros destinos.

"Aprovechamos esta inercia para dar un salto en nuestra relación", asegura Galán, que remarca que con el pedido de hasta 130 plataformas y una facturación adicional de 400 millones se alcanzan los 1.300 millones de ingresos desde que Navantia e Iberdrola decidieron aliarse.

Además, el consorcio invertirá 36 millones, principalmente en la adaptación de una nave del astillero para poder fabricar estas estructuras, de más de 100 metros de longitud y hasta 2.500 toneladas de peso.

El presidente de Navantia indica que esta instalación estará ya operativa en el tercer trimestre del año que viene y que en ningún caso "interferirá con los medios productivos destinados a la construcción de otros productos de eólica marina, como son jackets y estructuras flotantes", en los que Windar y Navantia son ya un actor destacado en el ámbito internacional.

Los presidentes de Iberdrola, Navantia y Windar incidieron en que este es el momento de realizar esta apuesta. "Queremos anticiparnos e invertir en instalaciones, maquinaria, tecnología y personal cualificado", asegura el máximo responsable de Navantia.

Ricardo Domínguez asevera que, gracias al desarrollo de este acuerdo marco, la compañía pública y Windar se convertirán "en uno de los cuatros fabricantes de este tipo de estructuras; y, además, los únicos que abordan el conjunto de componentes de un parque eólico marino: cimentaciones fijas y flotantes, torres y subestaciones eléctricas".

SITUACIÓN DE FERROLTERRA
El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha agradecido la "confianza" de Iberdrola y Windar en la industria gallega "y en la productividad de los trabajadores y también en la estabilidad de las instituciones". "Ratifica la idea de que cuando tenemos una oportunidad, en Galicia intentamos aprovecharla", agregado.

Tras apuntar que es necesario abordar con calma y garantías los planes del Gobierno central para la instalación en la costa cantábrica de parques de energía eólica marina en los que es necesario tener en cuenta al sector pesquero, Feijóo considera que Navantia "puede responder a estos retos y, como empresa pública, tiene que reinventarse".

El presidente autonómico se ha referido también a la subactividad que padece el otro astillero público de la ría, el de Ferrol, tras la finalización de los buques para Australia.

Aunque la ministra Montero ha asegurado este jueves que las fragatas F-110 comenzarán construirse "a principios" de 2022, Feijóo ha sostenido estas no comenzarán hasta el último cuatrimestre de 2022. Por ello, reclama "carga de trabajo hasta entonces", ya que "la industria auxiliar no entrará con fuerza en las fragatas hasta el año 2023".

Feijóo reitera que "un día de alegría no debe enmascarar la situación real que estamos viviendo", puesto que Ferrolterra es "la comarca con más paro de Galicia". "Revertirlo debe ser el compromiso de todas las administraciones públicas", añade.

Con las gradas del astillero de Ferrol vacías y el cierre de la fábrica de palas de Siemens Gamesa y de la central térmica de As Pontes, el presidente gallego ha invitado al resto de las instituciones sumarse al "Pacto de Estado por Ferrol", lanzado hace unas semanas y en el que se pide, entre otras propuestas, la construcción de un buque para la Armada que pueda sustituir al 'Patiño' y la transformación en el astillero del buque 'Galicia', adquirido recientemente para el Ejército de Tierra.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Este periódico fue seleccionado por Google News Initiative para su Journalism Emergency Relief Fund

Pressdigital
Plaza de Quintana ,3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress