Alcoa despide a 524 empleados y para las cubas un día después de recibir 900.000€ de subvención

|

La multinacional aplica el despido colectivo pese a que hoy mismo la Administración le ha advertido que violó las normas que rigen las negociaciones de EREs tras rechazar una oferta del Estado. El asunto acabará muy probablemente en los tribunales, pues la polémica nacionalización de la fábrica es, ahora mismo, la única solución factible para salvarla. 


Representantes del comité de empresa de Alcoa a las puertas del Pazo de Cea, antes de la celebración de una mesa de negociación convocada por la compañía, en Nigrán, Pontevedra, Galicia (España



Representantes del comité de empresa de Alcoa a las puertas del Pazo de Cea, antes de la celebración de la última mesa de negociación convocada por la compañía, en Nigrán, Pontevedra, Galicia a finales de septiembre


Este anuncio, a través de un comunicado de prensa, se produce a cuatro días de que terminase el plazo de 15 días que se había dado tras fracasar las negociaciones para la venta de la factoría y también después de que las conversaciones con el comité de empresa para el expediente de regulación no llegasen a ningún acuerdo.


Se produce también un día después de que el Ministerio de Industria publicase en el BOE una resolución de ayudas en compensación de costes de emisiones indirectas.  Entre los beneficiarios de la convocatoria de 2019 está la planta de San Cibrao, que desde ayer tiene derecho a 900.000 euros públicos. 

XUNTA Y ESTADO SIGUEN HACIENDO UN FRENTE COMÚN
Justo este viernes, la autoridad laboral ha enviado una advertencia a la empresa en la que le recrimina haber infringido el deber de buena fe contractual durante la negociación de este despido colectivo.

La jefatura territorial de la Consellería de Emprego en Lugo ha sido la que ha remitido el aviso a la compañía este viernes, a cuatro días de que termine ese tope de 15 días que se dio la firma (remitiendo al plazo legal) para la aplicación del expediente de regulación, que afectaría a más de medio centenar de trabajadores de la factoría de aluminio de A Mariña.


LA PARADA DE LAS CUBAS ES UN GOLPE DURÍSIMO

El anuncio de la parada de las cubas resulta especialmente significativo. Estos hornos consumen una enorme cantidad de energía. Al apagarlos, volver a encenderlos supondría una enorme inversión, tanto en electricidad como en mantenimiento. 


En definitiva, la parada encarece y dificulta muchísimo la entrada de cualquier otro patrón, ya sea el Estado o una empresa privada. Está por ver qué hacen los operarios, que siempre advirtieron que jamás permitirían la parada de las cubas.


TRAS ANALIZAR "TODAS LAS OPCIONES"
Alcoa informa mediante la nota de prensa de que tomó la decisión en la tarde de este jueves "después de analizar todas las opciones posibles". Apela al periodo de consultas de cuatro meses con los representantes de los trabajadores y a las negociaciones para una "posible venta de la planta de aluminio".

El 29 de septiembre, añade, "Alcoa se comprometió a tomar y comunicar su decisión con respecto a la aplicación del despido colectivo, dentro del plazo de 15 días que marca la ley, respecto a la planta de aluminio, que cuenta con una capacidad de producción anual de 228.000 toneladas métricas".

Alcoa, señala, "prevé que la hibernación ordenada de las cubas concluya en el primer trimestre de 2021". E indica que mantendrá 99 empleados "operando una parte de la fundición".

"De acuerdo con lo que hemos compartido con las partes interesadas a lo largo de este proceso, la desafortunada realidad es que la planta de aluminio de San Cibrao no es competitiva y no prevemos que cambien sus importantes problemas estructurales", destaca a través del comunicado de prensa el presidente y consejero delegado de Alcoa, Roy Harvey.

"Si bien hemos explorado distintas opciones en los últimos meses, la reestructuración es necesaria para detener las continuas pérdidas económicas. Entendemos que este es un resultado difícil y estamos comprometidos en reducir el impacto en nuestros empleados a la vez que trabajamos conjuntamente en la reestructuración de la planta de manera segura y continuamos cumpliendo con todas las normativas", añade.

La planta de aluminio de San Cibrao, según Alcoa, "no es viable debido a factores productivos estructurales, como la ausencia de un marco energético competitivo en España, la sobrecapacidad mundial en la producción de aluminio y caída del precio del aluminio".

Durante este año y hasta el 30 de septiembre, la planta de aluminio primario ha registrado, según sus números, unas pérdidas de "aproximadamente 45 millones de dólares". En 2018 y 2019, sitúa sus pérdidas "combinadas" en 126 millones de dólares.

El pasado 28 de mayo, Alcoa inició un proceso informal de consultas con los representantes de los trabajadores. El 25 de junio comenzó el proceso formal de consultas y lo amplió hasta el 28 de septiembre mientras negociaba la posible venta de la planta de aluminio. "La venta finalmente no se produjo, y el periodo de consultas concluyó sin llegar a un acuerdo con los representantes de los trabajadores", concluye. 

relacionada La autoridad laboral advierte a Alcoa de que "infringió el deber de buena fe" en la negociación del despido colectivo
relacionada El Gobierno reparte 13,3 millones entre diez factorías gallegas en compensación de costes de emisiones indirectas
relacionada El presidente de la Federación de Comercio de Galicia augura un "caos" para el sector en A Mariña y Lugo si cierra Alcoa

1 Comentarios

1

No son novecientos mil euros, sino casi diez millones de euros, que espero que ante esta situación no perciba.

escrito por Santi 11/oct/20    12:35

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Este periódico fue seleccionado por Google News Initiative para su Journalism Emergency Relief Fund

Pressdigital
Plaza de Quintana ,3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress