​El prólogo del epílogo

Manuel Fernando González Iglesias

HomsyMas


Parece un contrasentido, pero las apariencias no engañan y los juicios a Mas y a Homs son un prólogo del epílogo de un proceso que se va a desarrollar a partir del momento en que Felix Millet y su compinche Montull se sienten en el banquillo y escuchen lo que sus abogados y algún juez instructor independentista han venido demorando durante ocho largos años; para que el "listo del Palau" alcanzara una edad avanzada, lleno de achaques y con serias posibilidades de acabar su historia delictiva en su casa, como el general Franco acabó la suya.


Si durante el proceso se confirman las sospechas de financiaciones ilícitas, el mal llamado 3%, será lo poco que la gente de bien tendrá que llevarse al bolsillo de la satisfacción, que luego permitirá ver como políticos como el jefe del Clan Pujol, con sus hijos a un lado y sus discípulos políticos al otro, van desfilando camino de la cárcel o de la inhabilitación. Lo que ayudaría a la sociedad catalana a mirar de nuevo hacia adelante y a construir el futuro que le corresponde como sociedad avanzada que siempre ha sido.


En ese mismo instante, entre todos, escribiremos el epílogo de una casta que se creyó que Catalunya era su finca particular, y que los ciudadanos éramos tontos de remate. Nada de eso era verdad, porque los que se consideraban "héroes" no eran de mejor calaña que el duque empalmado, que yéndose a esconder a Suiza ha demostrado su muy escasa altura moral, y de paso, como bien escenificó el genial Roto: "la justicia es igual para todos pero las sentencias, no".


Se acerca septiembre, que ya está a la vuelta de la esquina, y a muchos les dolerá el alma como cuando tienes un empleo y lo pierdes o tienes que cerrar tu pequeña empresa porque te anulan una línea de crédito. En ambas circunstancias, seas trabajador o empresario te sentirás igual, y también de la misma manera, intentarás echarle valor a la vida y comenzar de nuevo, porque eso es mirar hacia adelante y conseguir que el futuro sea algo que merezca la pena vivir y disfrutar con los tuyos. Lo siento, pero no puedo imaginarme una Catalunya plural y libre sin que en ella estemos juntos y en armonía los catalanes que ahora mismo nos miramos con recelo por culpa de unos políticos torpes y ambiciosos, que desde un lado o del otro, no han sido capaces de ponerse de acuerdo y mantenernos unidos.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Más opinión
Opinadores
Este periódico fue seleccionado por Google News Initiative para su Journalism Emergency Relief Fund

Galiciapress
Plaza de Quintana, 3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress
CLABE