La Xunta tumba el plan de Atalaya Mining para reabrir la mina de Touro por ser insostenible para el medio ambiente

|

Victoria para el movimiento vecinal y ecologista que lleva años luchando contra el proyecto presentado por Cobre San Rafael. Está por ver qué hace ahora filial de Atalaya Minning, que ya había advertido hace unos semanas que llevaba gastados más de 7,5 millones en el plan.


La conselleira de Medio Ambiente, Ángeles Vázquez, ha informado de que este martes se ha firmado una declaración de impacto ambiental (DIA) negativa, tras haber dos informes "desfavorables" e "insalvables" de Patrimonio Natural y de Augas de Galicia.

Manifestación en Santiago contra la Mina de Touro - O Pino

Los críticos contra la mina lograron llenar el Obradoiro en una pasada manifestación


Así, ha detallado que los informes técnicos recogen la afectación del proyecto minero en la "calidad de las aguas" de los municipios de O Pino y Touro, al tiempo que "si hay un desastre" no se garantiza la protección de una zona de especial conservación (ZEC).


Ahora, esta declaración ambiental negativa es trasladada a la Consellería de Industria para que se ponga fin al proyecto. Con todo, Ángeles Vázquez ha explicado que la vía que le queda a la minera, "como todo promotor", es la de "recurrir al contencioso".

RECHAZO SOCIAL
El proyecto para la reapertura de la mina de Touro se encontró con fuerte rechazo social desde sus comienzos, con la puesta en marcha de una activa plataforma vecinal, unido a múltiples movilizaciones en la comarca.

A preguntas de la prensa sobre si estas protestas han influido en la negativa del Gobierno gallego, la conselleira ha dejado claro que "en absoluto", porque "lo que prima es única y exclusivamente los informes de los técnicos". "En ningún caso pesa ninguna manifestación, solo faltaba, porque si no estaríamos todos vendidos", ha agregado.

Hace unos años la Xunta también denegó otro polémico macroproyecto minero a cielo abierto, el de Corcoesto, en el municipio de Cabana de Bergantiños (A Coruña), si bien en aquel caso fue por razones financieras y técnicas.

PROYECTO
Atalaya Mining (que cotiza en bolsa en Londres y cuyos socios de referencia son un grupo chino y otro con sede en Suiza) y Explotaciones Gallegas (propietaria del terreno, que extrae áridos y a la que la Xunta abrió varios expedientes) son las compañías promotoras de Cobre San Rafael, que impulsa la explotación de unas 700 hectáreas de superficie.

En mayo de 2017 se presentó ante la Consellería de Industria el proyecto, mientras en octubre de 2018 comenzó el procedimiento ambiental, que ahora concluye con una valoración negativa. En la exposición pública la Xunta recibió unas 1.200 alegaciones.

Recientemente, la compañía Cobre San Rafael ha cifrado en 7,5 millones de euros la inversión realizada hasta el término de 2019 para la reapertura, con años en los que se han realizado centenares de prospecciones. El objetivo era invertir unos 200 millones en 15 años, con la creación de unos 400 empleos directos, según estimaciones de la empresa.

En cambio, colectivos ecologistas informaron en los últimos meses de que Augas de Galicia había abierto un expediente sancionador por un "vertido no autorizado susceptible de alterar la calidad del agua" al arroyo Brandelos, afluente del río Ulla.

Además, denuncias fueron trasladadas al juzgado sobre las filtraciones de agua de la antigua explotación minera que funcionó en la localidad coruñesa hasta finales de la década de los 80 y en la que se asentaba, en parte, el proyecto de Atalaya Mining. 

relacionada La Xunta apela a la industrialización del rural gallego a través de la digitalización y la formación
relacionada Cobre San Rafael dice que lleva invertidos 7,5 millones de euros en su intento de reabrir la mina de Touro
relacionada Atalaya, la minera de Touro, "tendrá que parar en febrero" si no logra un nuevo permiso para Río Tinto

3 Comentarios

1

Aunque se creasen 40.000 puesto de trabajo directos sería una aberración. Es de un egoísmo absoluto poner la economía por encima del medio ambiente (porque tú puedes trabajar en una mina, ser auxiliar administrativo/a, panadero/a o lo que quieras pero si estropeamos nuestro entorno [bueno, cualquier entorno] natural da igual el retorno económico que se genere porque la INMENSA RIQUEZA MEDIOAMBIENTAL se vería amenzada y/o eliminada, y eso no se puede recuperar. No nos olvidemos de que el mundo no es nuestro, es de todo ser vivo y ya bastante hace la humanidad en lo que a destrucción del planeta se refiere.

escrito por Jose 29/ene/20    13:34
2

Rechazar la creación de 400 puestos de trabajo directos y otros 3000 en puestos de trabajo indirectos, además del beneficio para la pequeña empresa gallega de suministros, hostelería, restauracion, comunicación, papelería, comercio textil, etc por el "impacto ambiental"... sres de la xunta, medio ambiente, propongan soluciones, presenten planes alternativos de sostenibilidad ambiental, hablen con TODAS las organizaciones izaciones medioambientales no gubernamentales, obliguen a realizar las modificaciones que sean necesarias en el plan de soterramiento viabilidad, reforestación, recuperación de la zona etc... hay que aportar y sumar, no restar. Después quédense de los problemas de la Galicia despoblada!!! Alucinante, para una ocasión en la que contamos con un recurso mineral natural an importante y que traerá tantos beneficios durante 15 años, van y lo tumban a la "desesperada"

escrito por Vivia 29/ene/20    13:15
3

Que piensen antes de liarla

escrito por Modesto garcia 28/ene/20    20:17

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Pressdigital
Plaza de Quintana ,3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress