Gripalizar la Covid: la Xunta pasa en mes y medio del “hay que seguir viviendo” a “preocupados y expectantes”

El pasado 19 de mayo Alfonso Rueda afirmaba para Galiciapress que las tasas de fallecidos por Covid-19 eran "un toque de atención" pero que "hay que seguir viviendo". Apenas mes y medio después la Xunta comienza a mostrar su preocupación por una situación que vuelve a desgobernarse y en el peor momento. ¿Una decisión precipitada la de "gripalizar" el coronavirus? Los datos hoy parecen indicar que sí, y las cifras del Ministerio de Sanidad, según el último informe publicado el viernes, concluyen que la incidencia a 14 días en mayores de 60 años alcanza los 1.126,27 casos por 100.000 habitantes.


|

El pasado 19 de mayo Alfonso Rueda afirmaba para Galiciapress que las tasas de fallecidos por Covid-19 eran "un toque de atención" pero que "hay que seguir viviendo". Apenas mes y medio después la Xunta comienza a mostrar su preocupación por una situación que vuelve a desgobernarse y en el peor momento.

 

¿Una decisión precipitada la de "gripalizar" el coronavirus? Los datos hoy parecen indicar que sí, y las cifras del Ministerio de Sanidad, según el último informe publicado el viernes, concluyen que la incidencia a 14 días en mayores de 60 años alcanza los 1.126,27 casos por 100.000 habitantes.

 

El presidente de la Xunta de Galicia, Alfonso Rueda, acompañado por el conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, visitan la nueva UCI del Hospital Clínico Universitario de Santiago.
El presidente de la Xunta de Galicia, Alfonso Rueda, acompañado por el conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña | Foto: EP

15.599 casos activos de coronavirus no son baladí. 689 hospitalizados, entre los enfermos que están en planta y los que están en la UCI, tampoco. Julio casi no ha empezado y los datos que arroja la pandemia son dramáticos, y cada vez más alarmantes. No solo eso: irá a peor. Los indicadores están al rojo y la situación de la sanidad gallega y sus profesionales (exhaustos, con cada vez menos recursos en plantillas cada vez más reducidas...) no presagia un verano fácil en este sentido. Todo esto no hace más que evidenciar lo que aventuraban algunos expertos: la estrategia de gripalizar la Covid-19 no era el movimiento adecuado.

 

Tal vez se pecó de premura en un momento en el que la pandemia estaba tomando un rumbo incierto. Con la mayor parte de la población vacunada, la aparición de nuevas variantes más contagiosas, como fue ómicron, supuso un cambio en el tablero de la crisis sanitaria. Sin embargo, superada la ola navideña -solo en Galicia se sumaron más de 80.000 casos activos simultáneamente-, las autoridades decidieron levantar restricciones en un intento por normalizar una enfermedad que solo en los últimos cinco días ha dejado 39 muertos en la comunidad. Y va camino de provocar más de un millar de muertes este año solo en Galicia. 

 

CADA VEZ MENOS INFORMACIÓN

Este domingo, como viene siendo habitual, tampoco hay cifras actualizadas de la situación de la pandemia en Galicia. Esto no es una novedad, ya que corresponde a la determinación adoptada por la Xunta desde hace meses, eliminando los domingos y festivos de su análisis diario, como también hizo con la situación en las residencias y los centros escolares. 

 

Los esfuerzos de la Xunta y del conjunto de las administraciones se reducen a hacer pruebas a personas mayores de 60 y colectivos especialmente vulnerables, enfermos de cáncer o asmáticos, por ejemplo. También a profesionales sanitarios y trabajadores de residencias. De igual manera, los autotest no cuentan para el cómputo. 
 

Al tiempo, en lo referido a hospitalizados, el SERGAS redujo el número de días que un hospitalizado cuenta como enfermo de covid. Esto redujo artificialmente la cifra de hospitalizados cuando se ejecutó en la penúltima semana de abril.
 

DEL “HAY QUE VIVIR” A LA “CIERTA PREOCUPACIÓN”

Pese a los vaivenes en sus decisiones, la Consellería de Sanidade dice ahora sentir “cierta preocupación” por la situación actual, visto el fulgurante incremento de casos que se ha traducido en un aumento considerable de hospitalizados. No obstante, el conselleiro Julio García Comesaña aseguró que Galicia está en un “nivel estable”. 

 

"Mantenemos más de 600 pacientes ingresados en planta y entre 20, 25 y 30 en las UCI", razona. En ese sentido, es cierto que todavía queda mucho margen de maniobra, especialmente en lo relativo a las UCI, que se encuentran a un 2,15% de su capacidad. En la misma línea, argumenta que el sistema actual permite realizar un seguimiento más concreto en las personas vulnerables, grupo en el que "afortunadamente no se ha visto reflejado en una gravedad de los casos".

 

Con todo, reconoce que en el SERGAS están “preocupados y expectantes” sobre un escenario que seguirá al alza durante varios días más, ya que todavía está lejos de tocar su techo, especialmente en el capítulo de hospitalizados.  
 

Un discurso cada vez más despegado del expresado por Alfonso Rueda a este mismo medio tras su primer Consello da Xunta, nada más aterrizar en San Caetano. En aquel momento, cuestionado por las cifras de muertos por Covid -la media se encuentra en tres al día-, Rueda se limitó a valorar que “hay que seguir viviendo” aunque “la pandemia no ha acabado”. 

 

“Hay una serie de medidas que se deben seguir observando y pido que se haga pensando que no salimos de esta situación. Pero también es cierto que hay que seguir viviendo y que la situación no es la de hace uno meses, cuando eran mucho más preocupantes”, indicó. 
 

DATOS NADA HALAGÜEÑOS

Los datos dejan a las claras que el escenario actual es especialmente delicado. La incidencia a 14 días en mayores de 60 años sigue en ascenso hasta los 1.126,27 casos por 100.000 habitantes, según el informe publicado el pasado viernes, 1 de julio, por el Ministerio de Sanidad. Desgranado, encontramos que en la franja de edad de 60 a 69 años asciende a 1.024,52 casos por 100.000 habitantes -la media de España se sitúa en 781,44-; la de 70 a 79 años aumenta a 1.179,13 -la ratio estatal está en 1.080,35- y en mayores de 80 años sube a 1.212,86 -la media del país es de 1.291,53-.
 

El documento refleja una tasa de ocupación por 100.000 habitantes que aumenta en Galicia a 22,89 y la del conjunto de España se sitúa en 21,63. Esto en un contexto en el que la positividad media se encuentra ya en el 50% -ayer alcanzó el 63%-. Si nos referimos a las muertes, la tasa semanal de mortalidad por millón de personas está en 7,05, frente al 6,42 estatal, según los datos del informe. Datos, todos ellos, terribles y que deberían hacernos pensar si realmente estamos enfrentando un problema de estas dimensiones de la mejor de las maneras. 


 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Galiciapress
Plaza de Quintana, 3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress
CLABE