Ancianos contagiados comparten habitación con ancianos sanos, denuncian trabajadores de la residencia DomusVi Cangas

|

Personas mayores positivas compartiendo habitación con negativos, robos del "escaso" material protección, que los gestores reparten a los trabajadores en función de simpatías personales ... Son sólo alguno de los ejemplos de la gravedad  de la crisis en DomusVi Cangas -una de las residencias intervenidas por la Xunta al dispararse los casos de coronavirus-, según una denuncia escrita remitida por trabajadores públicos a Galiciapress. Consultada por esta redacción, Política Social niega las acusaciones.


En un detallado escrito, un grupo de sanitarios detalla una enorme cantidad de problemas. Dada la importancia de lo que está en juego -en Aldán hay más de 100 personas mayores con coronavirus-, Galiciapress publica la denuncia completa (PDF). Esta redacción comprobó que, efectivamente, sus autores, que hablan desde el anonimato por miedo a represalias, están trabajando para la Xunta en DomusVi Cangas.


La denuncia se remitió acompañada de varias fotos en las que se aprecia bolsas de basura -aparentemente con material contaminado- sin recoger en varias áreas, incluso en los baños.


Ante la gravedad de las acusaciones y la lógica preocupación que causará a docenas de al completo, Galiciapress también publica la contestación oficial de la Consellería de Política Social en su integridad.


Según datos de ayer, en DomusVi Aldán había 102 contagiados. Cuando la Xunta realizó pruebas el 29 de marzo, el 75% de los aproximadamente 150 residentes dio positivo. Esto llevó al gobierno a apartar a DomusVi de la gerencia e intervenir el centro. 



Bolsas con ropa infectada amontonadas en un bau00f1o de DomusVi Aldu00e1n en Cangas en una foto remitida por los trabajadores denunciantes


Bolsas con ropa infectada amontonadas en un baño de DomusVi Aldán en Cangas en una foto remitida por los trabajadores denunciantes 



Entre las muchas denuncias que hace el grupo de profesionales que prestan su actividad en el centro, destacan la “grave carencia” de EPIs, una advertencia que ya han hecho a distintos organismos responsables pero que dicen aún hoy sigue sin atenderse. No obstante, señalan, no es que falten Equipos de Protección Individual, sino que el centro cuenta con ellos pero “los mantiene bajo llave” y son usados por “aquellos que gozan del beneplácito de quienes los distribuyen”







Esto supone que en el mismo centro algunos trabajadores cuenten con el material de protección adecuados, mientras otros se enfrentan a la enfermedad con apenas una bata impermeable.


Entendemos que existe un trato totalmente discriminatorio que vulnera nuestros derechos”, explican parao los denunciantes, que además señalan que algunos compañeros “han sufrido el robo de los pocos EPIs con los que contaban mientras desempeñaban su trabajo”. En esa línea reafirman que los Técnicos en Cuidados Auxiliares de Enfermería (TCAE) son “categoría profesional más expuesta a riesgos de contagios biológicos” (encargados del aseo de los usuarios, su alimentación, etc), y sin embargo apenas cuentan con equipos de protección.


NO ES LA PRIMERA DENUNCIA DE LOS TRABAJADORES

La denuncia viene a corroborar una vez más una información adelantada por Galiciapress hace días: ni siquiera después de la intervención de la Xunta  DomusVi de Cangas se están respetando normas de higiene básicas como el “protocolo de circuitos limpios/sucios”. 


"Una puta locura, morirá mucha gente porque las cosas están muy mal y lo único que hacen es taparlo" denunció la semana pasada una enfermera a la que mandaron a trabajar el primer día.


Se observan supuestas zonas habilitadas para limpio con bolsas amontonadas que contienen ropas de los residentes sin desinfectar, fundas recicladas en el mismo habitáculo después de estar en contacto con pacientes positivos Covid-19, con el agravante de almacenar en la misma sala las medicaciones y algunos suplementos alimenticios como yogures, pan, galletas, etc”, critican los operarios en el escrito remitido este lunes, . Del mismo modo, denuncian no contar con zonas para lavarse las manos de forma adecuada.


Alimentos en una sala en la que hay bolsas amontonada de ropa sin desinfectar, segu00fan los denunciantes, en DomusVi Cangas


Comida guardada en la misma habitación que bolsas de ropa aparentemente contaminadas, según los denunciantes


RESIDENTES NO IDENTIFICADOS

Los empleados también aseguran que existen “graves fallos en la distribución de pacientes”, algo que pone en serio peligro a los pacientes “con riesgo elevado” ante los usuarios ya contagiados. “La distribución de los residentes/pacientes positivos y negativos es disparatada. Se mantiene a residentes/pacientes negativos en áreas de pacientes positivos. En habitaciones dobles conviven pacientes negativos con otros positivos”, lamentan, a la vez que agregan sospechas de pacientes positivos en el área de supuestos pacientes negativos, además de que unos y otros comparten prendas de vestir.


“Bajo nuestro punto de vista dada la falta de organización en estos momentos ya no es posible distinguir entre un posible positivo y un negativo”, exponen en su denuncia. A renglón seguido, advierten que a día de hoy es “imposible identificar correctamente a los pacientes” por la desorganización reinante. Ante esto, los empleados se han visto obligados a improvisar e identificar a los usuarios con posits. “Las consecuencias de esto pueden ser catastróficas”, informan, ya que una mala identificación de los usuarios puede traer consigo fallos a la hora de administrar medicaciones, por ejemplo.


En cuanto a la higiene de los usuarios, reclaman más medios para que existan “condiciones de salubridad para poder desempeñar nuestro trabajo correctamente”, algo que a día de hoy no se da. Todo esto ha derivado en una “carga de trabajo excesiva” que tiene en jaque a los empleados de una residencia que a día de hoy parece pender de un hilo. 


RESPUESTA DE LA XUNTA


Nos llama la atención que un informe anónimo tan extenso y con denuncias tan concretas se traslade a los medios antes de trasladarlo a la nueva dirección del centro. También que se haga apenas una semana después del nombramiento de un empleado público para supervisar esta residencia y la de Barreiro.


La Xunta quiere destacar la voluntad de colaboración que demostró el personal de la residencia DomusVi Cangas desde el primer momento, en unas circunstancias muy difíciles para ellos y en medio de una gran preocupación por la situación de los residentes.


Trala intervención pública de la residencia y su conversión en residencia integrada, se duplicó el número de personal y se incorporó un volumen importante de profesionales sanitarios. Esto implica un choque de culturas entre la vertiente más asistencial y la más sanitaria, normal en estas circunstancias y a la que todo el mundo se va adaptando poco a poco.


La intervención por parte de la Xunta supuso un importante refuerzo de las medidas de higiene y de limpieza. Asimismo, los profesionales de Medicina Preventiva explicaron todo el relacionado al uso correcto de los Equipos de Protección Individual. Todos los días los usuarios pasan una revisión por parte de los profesionales médicos, tanto del equipo original de la residencia como de los de refuerzo. Dado que el centro se convirtió en residencia integral, la atención de enfermería también es intensiva.


Los circuitos de limpio y sucio se mantienen independientes, tal y como se diseñó el primer día, y se definió un nuevo para aislar aun más el vestuario del personal que trabaja con residentes positivos.


Se están extremando las precauciones a la hora de trasladar la residentes negativos a la residencia de Patos, en Nigrán. En todos los casos se espera la que dos pruebas den negativo antes de trasladar.



En definitiva, aunque es necesario avanzar en la adaptación e integración y dos culturas diferentes entre el personal, la vocación y su espíritu de trabajo en circunstancias muy adversas son dignos de reconocimiento.



relacionada "Una puta locura, morirá mucha gente porque las cosas están muy mal y lo único que hacen es taparlo" relata una enfermera de la residencia de Cangas
relacionada "DomusVi dispensa un trato inhumano a los ancianos enfermos de coronavirus por ahorrarse unos euros", denuncian familiares
relacionada La Xunta evacúa los 30 residentes que quedan sin infectar de la residencia de Cangas y otros 104 contagiados se quedan allí
relacionada Trasladados otros dos mayores del centro DomusVi de Aldán a la residencia de la Xunta en Nigrán

1 Comentarios

1

Una lástima la verdad...

escrito por Roondo 03/may/20    12:39

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Pressdigital
Plaza de Quintana ,3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress