Pilar Cancela (PSOE): "No podemos confiarnos demasiado de las encuestas, la gente tiene que acudir a votar"

|

En esta entrevista con Galiciapress, Pilar Cancela (Stuttgart, 1967) valora las encuestas y advierte que España puede convertirse en un "laboratorio de las políticas de ultraderecha" como Andalucía. Cabeza de lista del PSdeG por A Coruña y referente del sanchismo en Galicia, también es presidenta de la Comisión de Igualdad. Las políticas sociales, Alcoa, la transferencia de AP-9 y los posibles pactos tras el #28A son otros temas de esta conversación, la quinta de la serie de entrevistas que Galiciapress está publicando con candidatos a las elecciones generales.



Pilar cancela retrato

Pilar Cancela atendió a Galiciapress 


¿Qué ha faltado para que Pedro Sánchez no pudiese agotar la legislatura?

Faltó una herramienta fundamental, que es justo sobre la que se sustentan todas las políticas que uno quiera hacer. Creo que un partido político se retrata más allá de sus propuestas o las medidas que ponga en marcha, al final hay muy pocas cosas que se quieran hacer en la acción política que no precisen de un sustento presupuestario. Los presupuestos generales son la herramienta en la que se trasvasa y se puede analizar cuál es la línea política de cualquier fuerza política que esté en el Gobierno central.


Al no salir los Presupuestos Generales del Estado, que eran unos presupuestos con los que se intentaba revertir definitivamente los recortes que se habían aplicado en los últimos años de gobierno de Rajoy, pues lo normal era convocar una elecciones generales y dejar que sea la ciudadanía la que decida quienes pueden conformar, qué mayorías pueden existir o que acuerdos se pueden alcanzar por aquellas fuerzas que puedan alcanzar esa mayoría. Y creo eso fue lo que faltó. Faltó una herramienta fundamental como son los presupuestos con un contenido social muy potente pero que al no salir adelante lo normal es que se convoquen elecciones y no seguir con los presupuestos prorrogados de un gobierno anterior con los que no estábamos en absoluto de acuerdo.


Usted es junto con Guillermo Meijon la única cara conocida de las listas gallegas al Congreso. ¿El programa del PSOE es continuista o hace falta un cambio de cara a estas generales?

El proyecto lo marca su secretario general y la ejecutiva, y ahí está el propio programa electoral, en este caso sustentado por el gobierno. Las personas vienen y van e individualmente no definen un proyecto político, si bien aportan, cualifican y son un factor importante de suma. Pero al final lo importante es el proyecto, su sustento y las propuestas que hace.


Hay una renovación importante en las listas al Congreso y al Senado, pero en todo caso son decisiones que derivan de los propios procesos participativos o de las decisiones políticas de los responsables del partido que en un momento determinado conforman sus propios equipos. Nuestra organización eso lo asume con bastante normalidad.


"Hay un laboratorio que está en marcha con políticas de la derecha y la ultraderecha que es Andalucía, y esa posibilidad es real y puede darse "


PACTOS DE GOBIERNO

Las últimas encuestas mantienen la subida socialista y posibilitan un gobierno de izquierdas. ¿Ve posible alcanzar los pactos necesarios para formar un gobierno con el PSOE en Moncloa?

Hay una máxima en la que coincide todo el mundo, y es que el PSOE será la fuerza más votada de este país. Lo que ocurre es que es importante que todas aquellas personas que apuesten por un proyecto progresista, que considere que estos meses de gobierno socialista se deben seguir asentando, porque se tiene que seguir en ese camino de propuestas de contenido social, de trabajar para toda esa gente que sufrió en primera persona los recortes de la crisis económica, ahora que crecemos económicamente esa gente debe verse beneficiada por ese repunte. En ese sentido creo que es muy importante que exista esa mayoría progresista, independientemente de lo que marquen las encuestas, porque no nos podemos fiar demasiado. Prefiero que haya una movilización y una participación muy importante, que la gente acuda a votar.


Y sobre todo que haya una movilización ante un posicionamiento que es muy evidente, porque aquí hay dos posibilidades: que se pueda conformar una mayoría progresista de izquierdas con aquellas fuerzas políticas que apuesten por un camino de progreso y no de retroceso; o bien la posibilidad, que tampoco es descartable porque tenemos ejemplos y no es una idea demagógica, porque hay un laboratorio que está en marcha con políticas de la derecha y la ultraderecha que es Andalucía, y esa posibilidad es real y puede darse. Eso es lo que nos estamos jugando. Saber qué modelo de país queremos construir de aquí en adelante.


En Galicia existe una evidente fragmentación de la izquierda con respecto a las anteriores generales. ¿Qué diferencia la oferta del PSOE de la de los otros partidos?

Creo que el Partido Socialista es el partido con la capacidad de establecer canales de diálogo y sobre todo para sentarse y poder hablar. La política no es otra cosa que poder sumar y conformar mayorías, porque de lo que se trata al final es de gobernar para la inmensa mayoría del país. Y esa capacidad de dialogo, de confluir, de poder hablar prácticamente con todo el mundo, porque nosotros no podemos poner cordones sanitarios con nadie, aunque sí tenemos claro que con una fuerza como Vox que incluso pone en cuestión nuestro modelo de convivencia y el modelo constitucional, pues lógicamente no compartimos nada ni ningún posicionamiento político.

Nos jugamos saber qué modelo de país queremos construir de aquí en adelante

Pero con el resto de las fuerzas creo que hay que tener capacidad para entenderse y tener capacidad de moderación. Esto significa que, dentro de la discrepancia, siempre hay que intentar encontrar posturas comunes. Un caso evidente es lo que se está viviendo en relación a nuestro modelo de convivencia con Cataluña y la única forma de poder canalizar eso es a través del dialogo y no la confrontación para rebajar la tensión existente entre las distintas partes de España, y en este caso concreto con Cataluña. Somos el partido que tiene esa capacidad de sumar y trabajar para la inmensa mayoría del país.


Hablaba hace un minuto de ese “laboratorio de política de ultraderecha” en Andalucía ¿Teme que en Galicia se experimente un aumento de la ultraderecha como está ocurriendo en otros puntos de España?

Es una posibilidad que se puede dar. Si bien es cierto que en Galicia hay una diferencia con respecto a otras partes de España y es la fortaleza del PP en la comunidad con respecto a otros puntos de España. Creo que la irrupción de Vox con esa fuerza se debe a muchos factores, pero hay uno que hay que tener muy en cuenta y es la debilidad en el liderazgo de Pablo Casado que hace que en un momento determinado Vox vea el espacio político que se abre y es cuando se lanza a ocupar ese espacio. Es lo que ha hecho que irrumpiera con esa fuerza, con un discurso tremendamente populista, demagógico, con un discurso primario, pero que no es diferente al discurso de Bolsonaro, Trump o Salvini. Al final son fenómenos que van más allá de nuestras fronteras. Creo que en Galicia la irrupción de esta corriente no sea tan potente sino más moderada.


JUEGO SUCIO, EUTANASIA, AP-9 Y ALCOA

La actualidad gira en torno a la noticia sobre el pirateo de la cámara policial que vigila la casa de Pablo Iglesias e Irene Montero. Ahora que se sabe que esa cámara fue hackeada, ¿cree que existe un juego sucio contra Podemos? Desde Podemos reclaman la Diputación Permanente del Congreso para tener explicaciones por parte del gobierno...

El Gobierno no va a tener ningún problema al respecto, todo lo contrario, y el presidente así lo manifestó en sus últimas intervenciones. El compromiso de depurar responsabilidades, de investigar e ir hasta sus últimas consecuencias se va a poner en marcha. Ahora mismo estamos con el caso de Podemos, lo que es absolutamente condenable y deleznable en democracia, como es la utilización de los resortes del estado para condicionar la vida política de un país y sobre todo perseguir a un partido político. España en pleno siglo XXI no puede permitirse este tipo de actuaciones. Pero la cuestión es saber si se hizo solo con Podemos o también con otras fuerzas políticas, porque eso es lo más preocupante. Por lo tanto hay que actuar y depurar responsabilidad hasta sus últimas consecuencias sean quienes sean sus responsables.


El debate en España en los últimos días ha girado en torno a la eutanasia. Pedro Sánchez dijo sentirse “sobrecogido e indignado” dejando abierta la posibilidad de una ley para el derecho a morir dignamente. ¿Usted va en esa misma línea?

En este periodo legislativo que fue más corto, en los últimos meses, hubo una batería impresionante de proyectos legislativos que finalmente fueron taponados en el Congreso por la mayoría de PP y Ciudadanos. Ahora me sorprende la postura de Ciudadanos tan a favor de una ley de eutanasia o de muerte digna, pero hay que recordarles que hasta en 19 ocasiones se prorrogó la puesta en marcha del debate legislativo con respecto a la ley de eutanasia que presentamos nosotros. Por lo tanto: hubo una posibilidad, pudo ser y no fue, precisamente porque no quisieron que así fuese. Por eso que no nos engañen ni utilicen lenguajes demagógicas.


Este país está sobradamente preparado para asumir una ley de eutanasia, porque es una cuestión de dignidad y libertad de las personas individuales, porque es una ley garantista donde fue tomada en consideración, que se pudo haber debatido y haber votado. Creo que será una de las prioridades que puede definir cuál será el modelo de sociedad en la próxima legislatura si existe una mayoría suficiente, como en otros temas. Pero en este especialmente en estos días que nos toca la sensibilidad a todos por este caso concreto, pero hay muchos otros y hay mucha gente que está sufriendo de un gesto innecesario y poco humano.


Como nº1 por A Coruña es consciente de los retos que tiene que afrontar. Recientemente usted habló del traspaso de la AP-9 como un objetivo fundamental. 

Tiene que tener una solución sí o sí. Ya no es solamente porque el Parlamento de Galicia se haya pronunciado de forma unánime al respecto, sino porque una vez que fue tomada en consideración en el Congreso durante esta legislatura creo que no cabe otra que dar una solución y Galicia así lo merece. Es la vía que vertebra nuestro territorio y los gallegos y gallegas ya la hemos amortizado suficientemente el coste de la AP-9. Por lo tanto llegó el momento de tomar una decisión y Galicia no tiene por qué ser distinta a otras comunidades autónomas. Para nosotros va a ser una prioridad, gobierne quien gobierne. Pero si gobernamos nosotros, aún lo reclamaremos con más fuerza.

Este país está sobradamente preparado para asumir una ley de eutanasia 

Además de eso, hay temas como la situación de Alcoa y la industria electrointensiva o la política forestal que preocupan al país...¿Estamos a tiempo de atajar estos problemas?

Creo que afortunadamente, en relación con Alcoa o las empresas que además dependen tanto de las políticas electrointensivas, se está planteando un escenario que hasta ahora nunca existió. Me llama mucho la atención que el PP sea ahora tan reivindicativo e incluso Feijóo, que es tan reivindicativo reclamando competencias para Galicia cuando nunca pidió ninguna. Me gustaría saber qué competencias ha reclamado la Xunta de Galicia con Feijóo al frente a lo largo de estos años. Yo diría que ninguna, porque no recuerdo absolutamente ninguna.


La diferencia de lo que ocurría antes es que ahora hay encima de la mesa una propuesta que es un estatuto para la regulación de este tipo de empresas que lo necesitan porque el factor eléctrico en el consumo de energía es tan vital y tan decisivo y al que precisamente se le tiene inyectados fonos públicos desde los gobiernos para que no se deslocalizasen, para que siguieran produciendo aquí por ser un sector estratégico, y creo que por primera vez hay un documento encima de la mesa para que se pueda sumar, conformar y hacer propuestas. La solución tiene que ser no una solución de subastas puntuales anualmente, que al final no solucionan el fondo, sino una salida mucho más consistente y más sólida. Esa es la propuesta que hay encima de la mesa y que ojalá pueda concretarse.



relacionada ​Gómez Reino (En Común): “El nuestro es el único voto útil posible para frenar un gobierno de PSOE y Cs”
relacionada Entrevista electoral con Beatriz Pino (Cs): "Cualquier español debe tener la misma posibilidad de ser contratado en cualquier parte de España "
relacionada Entrevista electoral con Néstor Rego (Bloque): "Sin el BNG en el Congreso, Galicia perdió atención a sus problemas "
relacionada Ana Seijas (En Marea): “Queremos un gobierno de progreso en España, sin dejar atrás a Galicia"

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Este periódico fue seleccionado por Google News Initiative para su Journalism Emergency Relief Fund

Pressdigital
Plaza de Quintana ,3 15704 Santiago de Compostela
Tlf (34)678803735

redaccion@galiciapress.es o direccion@galiciapress.es
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR POMBA PRESS,S.L.
Aviso legal Cookies Consejo editorial Publicidad
Powered by Bigpress
CLABE